Sopocachi
97 Vistas

Chaplin la vida en el cine

Las películas biográficas, los también llamados film de biopic, son un género sumamente rico para poder hacer lecturas y relecturas de personajes que marcaron el ritmo de la historia. Si bien estos proyectos cinematográficos asumen grandes responsabilidades y pueden entronizar o denostar al elegido. Estas suelen ser cintas que ponen de manifiesto un discurso en el cual militan y al cual responden. Es emblemática la cinta protagonizada por Omar Sharif, Che! (1969) o las representaciones que ha hecho el cine ruso sobre los líderes de la revolución, es también importante lo que los Estudios en Hollywood han realizado para poder escribir la propia historia del cine desde el cine, he ahí el caso de Chaplin (1992).

Chaplin dirigida por Richard Attenborough (el director había realizado Gandhi – otro biopic – en 1982) y protagonizada por Robert Downey Jr. (quien recientemente ha interpretado dos grandes papeles del cine de Hollywood: IronMan y Sherlock Holmes), reconstruye la vida de una de las mayores leyendas y mitos del cine universal. La interpretación que hace Downey Jr. de Charles Chaplin permite descubrir a un hombre detrás del personaje, más allá del propio Charlot, el vagabundo que conquistó todas las pantallas del mundo cuando el cine silente internacionalizó la distribución de películas y logró llevar las cintas a los más diversos confines del mundo.

La biografía de Chaplin se convierte en una pieza importante para la construcción del imaginario histórico de Hollywood, porque celebra el cine en sí mismo. Aquí se ven los procesos creativos de uno de los mayores talentos de todos los tiempos. Pero también redime a un sistema político que persigue a Chaplin y lo acusa de ser comunista, provocando que el director tenga que escapar de Estados Unidos a dónde sólo volverá en 1972 para recibir un premio Oscar Honorífico.

Diferente en su sentido pero cercana a la construcción de las historias del cine sobre el cine está El maullido del gato (Peter Bognadovich, 2002). Una obra coral en la que Chaplin es otra vez una de las figuras de la trama. Aquí se recurre a la leyenda, a la anécdota, a un gran secreto del cual todos conocen pero nadie nombra. En 1924 durante un fin de semana en el yate del magnate de los medios de comunicación William RandolphHearst (el hombre inmortalizado por OrsonWelles, en el Ciudadano Kane) sucede el fallecimiento de uno de los invitados, aunque existe la hipótesis de un supuesto asesinato. Esta película que no es un biopic también contribuye al imaginario de Hollywood y aporta su dosis de misterio a una de las historias no contadas del cine, aunque claro está, tampoco importa mucho quien fue el asesino, sino la develación de amoríos, romances, y otros elementos de la fama y el estrellato.

Ciclo de Cine ‘Charlie Chaplin’ en la Cinemateca Boliviana

El sábado 31 de marzo a las 15:30, con un costo de boleto de 16 Bs.- se proyectará la película biográfica de ‘Chaplin’ en la Cinemateca Boliviana, iniciativa de la institución y el Cine Club Sopocachi.

Al finalizar la proyección se procede como ya es costumbre, con el cine foro y comentarios acerca de la película.


(*) Extraído del libro NOTAS Y CRÍTICAS DE CINE EN LA ESQUINA (Editorial 3600, 2017)


 

ESCRIBE UN COMENTARIO CON TUS OPINIONES
ARTÍCULOS RELACIONADOS

Volver arriba